La ibogaína es uno de los métodos contemporáneos de tratamiento de trastornos adictivos.

La adicción a la heroína, cocaína y otras sustancias psicoactivas ha llegado a ser un problema global de salud en el siglo XXI. De hecho, se ha convertido en el patrón de comportamiento, especialmente en los jóvenes. Dado que consideran que hay una diferencia entre las drogas blandas y duras, los adolescentes creen que fumar marihuana es una tendencia guay. Lamentablemente, la curiosidad y el deseo de presentarse delante de otros jóvenes de la misma edad muy pronto se convierte en el uso de opiáceos más fuertes.

Sin embargo, el consumo de drogas no está relacionado solo con la población más joven. Cada vez más las personas exitosas de negocio consumen distintos narcóticos de forma recreativa, durante fines de semana. Aunque este uso esporádico, en apariencia, no es peligroso, con el tiempo produce un estado crónico con numerosas consecuencias. No hay que olvidar la adicción a las pastillas, cada vez más extendida. Con mayor frecuencia ocurre como un recurso para salvarse de una situación difícil, aunque no es raro que se combinen las Benzodiacepinas y otros psicoestimulantes con las sustancias ilegales.

La mala situación es más pronunciada por el hecho de que solo una de las 10 personas acude al tratamiento de la adicción. El motivo es la falta de motivación para deshacerse de los viejos hábitos, pero también el miedo a efectos negativos que aparecen durante la abstinencia. Afortunadamente, se ha desarrollado el tratamiento de la adicción con la ibogaína que ha conseguido que el proceso sea completamente indoloro y mucho más breve que otras terapias.

La ibogaína es conocida desde la antigüedad

La tribu africana Bwiti en los tiempos remotos ya conocía el poder que tenía la ibogaína, es decir, la planta iboga, de la cual se extrae esta sustancia. La utilizaban en las sesiones espirituales, es decir, para el encuentro con los espíritus de los antepasados, el Sol y la Luna. Formaba parte de la iniciación de los jóvenes al mundo de los adultos, así como para prepararse para la caza, puesto que la iboga contribuía a agudizar los sentidos.

La ibogaína fue utilizada por primera vez por los investigadores franceses y belgas, que observaban las ceremonias espirituales africanas en la segunda parte del siglo XIX. Esto motivó un intento de síntesis científica en 1901, pero fue completada solo en 1966 por el químico George Buchi.

Ibogain
Al principio, la sustancia se vendía en Francia como un estimulante, bajo el nombre “Lambarène”. Puesto que su consumo producía muertes, la Organización mundial de salud ha declarado la ibogaína como peligrosa e ilegal. Luego se ha determinado que la ibogaína no producía muerte por sí sola, sino cuando se combinaba con otros narcóticos.

El tratamiento de adicciones con la ibogaína se ha desarrollado gracias a Howard Lotsof. Este director de cine, junto con sus cinco amigos, por casualidad descubrió el efecto increíble de esta planta africana, hasta entonces no muy conocida. Esta sustancia, en vez de actuar como narcótico, consiguió eliminar el deseo de consumir y los síntomas de abstinencia en tan solo 36 horas.

¿Cómo funciona la ibogaína?

En el cuerpo, la ibogaína se convierte en la noribogaína. Precisamente este ingrediente principal actúa en los centros de cerebro que crean la adicción, es decir, permite la producción natural de serotonina y dopamina, que hasta entonces estaban bajo efectos de la droga. De esta manera desaparece la necesidad de tomar una dosis nueva.

Solo un tratamiento es suficiente para conseguir refrescar la mente de paciente y recuperar el estado anterior a la adicción. Por lo tanto, aparecen las emociones anteriores, los sabores y olores desaparecidos, es decir, se restablece el equilibrio perturbado no solo en el cerebro sino en el cuerpo en general.

Al mismo tiempo, la ibogaína tiene efectos psicoterapéuticos. Mediante el autoconocimiento, el paciente puede penetrar en las profundidades de su conciencia y enfrentarse a sus conflictos emocionales no resueltos, que le habían llevado al problema de adicción. Por eso no sorprende que después del primer tratamiento con la ibogaína, la mente destructiva se sustituye con el deseo de llevar una vida sana.

Tratamiento de la dependencia psicológica con la ibogaína

Hoy en día la ibogaína se utiliza exclusivamente como el tratamiento de enfermedades de dependencia. Ante todo, para tratar a los adictos de la cocaína, heroína y otros opiáceos, pero también para el tratamiento del alcoholismo. Se ha probado su efecto positivo en los problemas psicológicos, como la depresión y el trastorno de estrés postraumático. Asimismo, tiene un potencial para tratar la enfermedad de Parkinson y la hepatitis C, porque estimula la creación de neuronas nuevas.

El tratamiento con la ibogaína es posible llevar a cabo en nuestra clínica. La clínica VIP Vorobjev destaca entre otros centros de rehabilitación porque aplica los métodos más contemporáneos, entre los cuales está la ibogaína. En base al diagnóstico detallado, los médicos y psicoterapeutas de renombre mundial diseñan un programa individualizado de tratamiento. Las terapias se llevan a cabo en las condiciones rigurosamente controladas en el hospital y bajo la supervisión del personal con años de experiencia en el trabajo con la ibogaína. De esta manera se garantiza adicionalmente el éxito de la rehabilitación. Esto es confirmado por nuestros resultados – más de 90% de los pacientes se han recuperado completamente sin recaídas.

Para facilitar el tratamiento, la clínica VIP Vorobjev ofrece un alojamiento lujoso que proporciona no solo la comodidad sino también la discreción durante la estancia. Al mismo tiempo, tiene una sala de estar que se extiende a 200 m2, gimnasio, piscina, jacuzzi y casa de verano. De esta manera los pacientes pueden divertirse y relajarse en cada momento.

Ibogain
La preocupación por los pacientes no termina al salir del hospital. Se proporciona pleno apoyo después del tratamiento, que incluye control del estado de salud, así como la ayuda en los momentos difíciles.

Libérese de la adicción, contacte con la clínica VIP Vorobjev, porque esta clínica le ofrece posibilidad de una vida nueva.

 

Leave a reply